¡Hay que rebelarse! Las mujeres desafían el sistema de alimentación mundial

Con motivo del Día Mundial de la Alimentación, la Red Mundial por el Derecho a la Alimentación y a la Nutrición lanza el “El poder de las mujeres en la lucha por la soberanía alimentaria”

En un contexto en el que el hambre y el colapso ecológico están al alza, las mujeres y todos aquellos que luchan por reinventar la alimentación, el medioambiente y la economía sufren continuos ataques. Esta edición del Observatorio por el Derecho a la Alimentación y a la Nutrición resulta oportuna e imprescindible: los autores abordan problemas clave de poder y exponen la violencia estructural que degrada a las mujeres y al medioambiente.

Paradójicamente, las mujeres constituyen el grueso de la producción de alimentos a nivel mundial y al mismo tiempo se ven desproporcionadamente afectadas por el hambre. Es más, su labor sigue sin ser reconocida. Si bien es cierto que las experiencias y acceso de las mujeres a la alimentación no vienen únicamente determinadas por su género; su raza, clase y orientación sexual son igualmente razones determinantes, y todas ellas se ven afectadas por la violencia. En ciertos lugares, las mujeres están subrepresentadas y han sido eliminadas de las políticas, investigación y datos sobre alimentación. En otros casos, la alimentación y autonomía física de las mujeres está limitada por autoritarismo y conservadurismo religioso. En todo el mundo, las mujeres son explotadas y desposeídas de sus tierras y recursos.

Aún así y contra todo pronóstico, como bien muestra el Observatorio, las mujeres se están organizando, movilizando y ejerciendo su autonomía en todo el mundo. En Mali e India, las mujeres están cultivando alimentos nutritivos en un entorno justo tanto desde el punto de vista social como medioambiental. En las calles de Brasil, las mujeres se manifestaron contra la violencia ejercida por la agroindustria en la multitudinaria Marcha de las Margaritas. Emigrantes de Centroamérica a Norteamérica afrontan la adversidad con valentía; mientras en Jinwar, en el norte de Siria, las mujeres están construyendo una nueva sociedad y cultivando alimentos en colectividad. A nivel mundial, las mujeres están influyendo en la toma de decisiones políticas en el Comité de Seguridad Alimentaria Mundial de la ONU.

Esta edición es resultado de un proceso de reflexión colectiva impulsado por las mujeres. Los y las autores del Observatorio hacen un llamamiento a los movimientos feministas y por la alimentación, tan diversos como lo son sus luchas y su trayectoria política, para construir y sumarse al debate y avanzar en el reconocimiento de los derechos de las mujeres, jóvenes y niñas. El objetivo es construir sistemas de alimentación justos.

Frente a un contexto de múltiples crisis, no puede subestimarse el poder de la resistencia individual y colectiva de las mujeres, como líderes en el camino hacia la construcción de un mejor sistema de relaciones sociales y económicas.

Puedes acceder a la publicación y suplemento aquí.
Para cuestiones relacionadas con los medios, por favor, contactar con diaz@fian.org

Nota a los/las editores/as: Por segundo año consecutivo, la publicación se lanzará junto con un suplemento que ofrece una panorámica sucinta y visual de los mensajes clave del problema